Buscan potenciales biomarcadores en la microbiota intestinal de pacientes con cáncer de pulmón no microcítico

Grupo de investigación coordinado por Carlos Camps en el Hospital General Universitario de Valencia
CIBER | miércoles, 26 de mayo de 2021

Un estudio recientemente publicado en Cancers coordinado por el grupo del CIBERONC de Carlos Camps -en el Laboratorio de Oncología Molecular de la Fundación para la Investigación del Hospital General Universitario de Valencia que también dirige  Eloisa Jantus- se centra en la búsqueda de biomarcadores en la microbiota intestinal de pacientes con cáncer de pulmón no microcítico  (o cáncer pulmonar de células no pequeñas, tipo más común del cáncer de pulmón) tratados con inmunoterapia. El trabajo ha contado con la colaboración del CIBER de Epidemiología y Salud Pública (CIBERESP).

Modulación de respuesta inmune, potente opción terapéutica contra el cáncer

En las últimas décadas, la modulación de la respuesta inmune ha emergido como una potente opción terapéutica contra el cáncer. En este sentido, el bloqueo de los puntos de control inmunes (ICB) y, concretamente, el bloqueo del eje PD1/PD-L1 se ha convertido en un nuevo estándar de tratamiento para diferentes tipos de cáncer, incluyendo el cáncer de pulmón no microcítico (CPNM). De hecho, son numerosos los estudios que demuestran un mayor beneficio clínico en términos de respuesta y supervivencia en comparación con terapias convencionales como la quimioterapia y las terapias dirigidas. Sin embargo, a pesar de los grandes avances en la clínica, todavía son muchos los pacientes refractarios a estas inmunoterapias y, por tanto, la identificación de aquellos pacientes susceptibles de presentar beneficio clínico es crucial a la hora de orientar las decisiones terapéuticas.

Importancia de la microbiota intestinal en la modulación de las respuestas inmunes

El intestino humano alberga trillones de microorganismos, que en su conjunto reciben el nombre de microbiota intestinal. Recientemente, se ha demostrado la importancia de la microbiota intestinal en la modulación de las respuestas inmunes. En este escenario, la eficacia terapéutica de la inmunoterapia basada en ICB puede verse influenciada por la microbiota intestinal y, además, se ha demostrado que su composición puede predecir la respuesta a la inmunoterapia en pacientes oncológicos.

El presente estudio planteó como objetivo principal la caracterización de la microbiota intestinal en pacientes con CPNM avanzado tratados con ICB con el fin de establecer una mayor comprensión del papel de la microbiota como biomarcador en inmunoterapia. Para ello, se secuenció la región variable del gen del RNA ribosomal 16S, específica de cada microorganismo, en muestras fecales de 69 pacientes con CPNM avanzado que iniciaban ICB en monoterapia (nivolumab, pembrolizumab o atezolizumab). A partir de los datos de secuenciación, se obtuvieron un total de 851 taxones, y a nivel de género, Bacteroides fue el género detectado con mayor frecuencia.

Además, se comparó la diversidad y la composición de la microbiota intestinal entre los pacientes que presentaban beneficio clínico y aquellos que experimentaron progresión de enfermedad, y se evaluó la correlación de diversos géneros taxonómicos con indicadores de supervivencia. En cuanto a la diversidad, los datos revelaron que el uso de antibióticos y el desarrollo de toxicidad dermatológica inmunorrelacionada estaban asociados con una menor diversidad de la microbiota basal. Sin embargo, el uso de antibióticos no se relacionó con una menor eficacia terapéutica del ICB en la cohorte de pacientes.

Por otra parte, el análisis de composición de la microbiota intestinal evidenció que los géneros Phascolarctobacterium y Dialister, pertenecientes al filo Firmicutes, representaban potenciales biomarcadores predictivo/pronósticos. Particularmente, la mayor abundancia de Phascolarctobacterium correlacionó con mayor beneficio clínico y supervivencia libre de progresión (SLP), mientras que la mayor frecuencia de  Dialister  fue asociada con progresión de la enfermedad y con una SLP y supervivencia global reducidas.

"La confirmación de estos hallazgos en cohortes de pacientes más extensas podría derivar en la aplicabilidad de estos microorganismos como potenciales biomarcadores, y plantearía la necesidad de estudios futuros para determinar la relevancia biológica de Phascolarctobacterium y Dialister en la modulación de las respuestas" aseguran los investigadores.

Referencia artículo:

Analysis of the Gut Microbiota: An Emerging Source of Biomarkers for Immune Checkpoint Blockade Therapy in Non-Small Cell Lung Cancer